Del legajo al documento virtual

Publicado el: 21/12/2011 / Leido: 4513 veces / Comentarios: 0 / Archivos Adjuntos: 0

Compartir:

Del legajo al documento virtual

Autores: Mar M. Louzao / El Progreso (Lugo)

Su profesión resulta desconocida para muchos ciudadanos y, sin embargo, les facilita mucho la vida. ¿Qué pasaría con los documentos si nadie se encarga de garantizar su autenticidad, organizarlos y localizarlos? La archivística, una profesión que «suena a antiguo, como si habláramos de un ratón de biblioteca» como reconoce María Dolores Oliveira, directora del Arquivo Histórico Provincial, tiene, sin embargo, futuro, aunque tendrá que adaptarse a los nuevos tiempos.

Así lo manifestaron tanto María Dolores Oliveira como Olimpia López, directora del Arquivo Xeral de la Xunta de Galicia, que participaron en la facultad de Humanidades en una charla-coloquio sobre los pormenores de su profesión y las posibilidades laborales en el futuro.

La archivística está sufriendo un cambio profundo con la implantación de las nuevas tecnologías, admitieron ante los alumnos del grado en Ciencias da Cultura, que tienen entre sus asignaturas algunas de archivística y, por lo tanto, pueden contemplar esta profesión como una vía de especialización cuando se gradúen.

«Atendemos la documentación producida por la administración y también por organizaciones privadas, tanto en el aspecto de la conservación como de atención al público, para información general y para investigación», explica Olimpia López. El reto que suponen las nuevas tecnologías y la e-administración obliga a los profesionales a «controlar el documento desde que nace porque ya no tiene la dimensión física anterior, del papel, tanto para el uso normal como para su uso histórico», convienen ambas profesionales.

Están convencidas de que en el uso de las nuevas tecnologías «las nuevas generaciones llevan ventaja y estamos deseando que se incorporen». Ambas echan en falta que la formación que se ofrece en algunas carreras de humanidades esté menos enfocada a la archivística y más a la biblioteconomía, ya que se pone el foco en «el manejo de información, pero nosotros también tenemos que garantizar la autenticidad de los documentos porque son testimonio histórico», apuntan. Para quienes quieran tirar por esta vía, les recomiendan especializarse con cursos o másteres posteriores.

No son ellas las que pasan los documentos de papel a formato electrónico -«eso lo hacen fotógrafos», matizan-, pero sí las que facilitan esa información a través de la red, para lo que debe estar sistematizada y localizada.

María Dolores Oliveira y Olimpia López iniciaron ayer un ciclo que la facultad de Humanidades pretende nutrir con profesionales de otros sectores relacionados con las titulaciones que ofrece el centro universitario, especialmente con el grado de Ciencias de la Cultura -también se imparte Lengua y Literatura Españolas-, por ser más desconocido.

La decana, María Isabel González Rey, pretende así dar a conocer a los alumnos las vías laborales en el ámbito de las industrias culturales y, a su vez, presentar esta cantera de profesionales a empresas y trabajadores del sector.

Publicado el: 21/12/2011 / Leido: 4513 veces / Comentarios: 0 / Archivos Adjuntos: 0

Compartir:
Dejar comentario

Comentarios