Las academias, ante el abismo

Publicado el: 22/01/2013 / Leido: 3794 veces / Comentarios: 0 / Archivos Adjuntos: 0

Compartir:


Fuente: http://www.diariosur.es
Carmen Martín.
No son buenos tiempos económicos para las artes y las ciencias. Si no, que le pregunten a las tres academias de la provincia, que están ante el abismo, con sus cuentas corrientes temblando tras la retirada de los fondos del Ministerio de Educación y el impago de los que les concede la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo de la Junta de Andalucía. La situación es tan dramática que la Real Academia de Nobles Artes de Antequera apenas tiene 500 euros en el banco que le dan para pagar poco más que la luz, el agua y el teléfono de su sede y la Real Academia de Bellas Artes de San Telmo se quedará sin un euro cuando pague las facturas de su anuario. La Academia Malagueña de Ciencias está algo mejor, aunque no mucho, gracias a la cuota anual de 80 euros que aportan sus 100 académicos.
La falta de fondos de las corporaciones más nobles de la provincia se traduce en la reducción de actividades al mínimo y en la financiación de éstas por parte de sus académicos, personalidades de gran prestigio en su ámbito que dan conferencias, conciertos o exponen de forma altruista, pagando en numerosas ocasiones traslados y dietas de sus bolsillos y otros gastos menores.
La lenta agonía comenzó de forma paulatina. El archivero de la Real Academia de Nobles Artes de Antequera, José Escalante, matizó que las academias son corporaciones de derecho público creadas por la Junta de Andalucía y como tal cuentan con aportaciones que se incluyen en los Presupuestos Generales del Estado y del Gobierno andaluz. Ahora bien, la aportación Nominativa del año pasado de la Consejería de Economía, destinada al mantenimiento de las academias no ha sido aún abonada a ninguna de las corporaciones malagueñas, por lo que cada una está pendiente de recibir 4.931 euros. Además, el Gobierno central eliminó en 2012 todas las aportaciones y subvenciones que daba, quedándose éstas sin ingresos del Estado. Para más inri, desde 2009 la Junta no convoca la subvención destinada a la divulgación del conocimiento.
El presidente de la Academia de San Telmo, Manuel del Campo, explicó que actualmente no cuentan con ninguna sede, por lo que no tienen gastos de luz ni agua ni de personal, pero sí invierten en publicaciones de libros y otras actividades para las que cuentan con la colaboración económica de entidades como Cajamar, Unicaja o Los Lunes del Pimpi. Además tienen que hacer informes que les encargan las propias instituciones y particulares. Actualmente, hay unos 4.000 euros en las cuentas de San Telmo, que se quedarán a cero cuando paguen el anuario. «Deberemos suspender cualquier actividad académica a partir de ese momento», matizó el secretario, Francisco Cabrera. Por suerte sí recibieron en 2012 una ayuda del Ayuntamiento de 6.000 euros y en 2013 prevén recibir otra de 5.400 euros.
La Academia de Antequera no está mejor. «En 2013 no sabemos cómo vamos a respirar. Las actividades las estamos solventando con la Universidad de Málaga, Ámbito Cultural de El Corte Inglés y con el esfuerzo de cada académico», dijo Escalante.
Los abonos de los miembros de la Academia de Ciencias, la única con cuota desde sus orígenes, permiten que ésta sea más solvente, explicaron el presidente, Alfredo Asensi, y el tesorero, Leandro Olalla, aunque las actividades también «se han restringido al mínimo», ya que deben pagar el mantenimiento de su sede.
Situación en Andalucía
No son las únicas que lo están pasando mal. Las 27 academias de Andalucía tienen el mismo problema e incluso algunas piensan vender patrimonio. El Instituto de Academias de Andalucía, que las engloba a todas, también ha dejado de percibir los fondos del Ministerio, que además no están presupuestados para 2013, dijo su presidente, Gonzalo Piédrola, y la Junta le adeuda 36.000 euros de 2012. La situación es tan grave que los miembros de la junta de gobierno han puesto dinero para pagar la nómina de la secretaria. Todo ello mientras que el Estado sí ha destinado en sus presupuestos de 2012 y 2013, ayudas al Instituto de Estudios Catalanes y las Academias de la lengua de Galicia y el País Vasco, apuntaron.
Desde el Ministerio de Educación no se pronunciaron al respecto y desde la Consejería de Economía afirmaron que las ayudas seguirán en 2013 y se abonarán en cuanto haya fondos. Además, avanzaron que el lunes habrá una reunión entre las academias y el Ministerio, algo que desconocía ayer la de Antequera, que sí informó de que mañana se reunirán con el secretario general de Universidades.

Publicado el: 22/01/2013 / Leido: 3794 veces / Comentarios: 0 / Archivos Adjuntos: 0

Compartir:
Dejar comentario

Comentarios